opticksmagazine.com

Compartir:

Los crema tóxica

Publicación : 08 de marzo de 2017

 

Por Manuel Berenguer y Octavio Ferrero

Fotografías. Bene Ripoll

 

 

Nos reunimos un lunes por la noche en un lugar mítico del pueblo que nos vio nacer, el Pub Tramuntana, donde a puerta cerrada nos recibe un grupo de música que, más que un grupo, es una familia.

Y, como buenos anfitriones, ellos y el lugar nos acogen con los brazos abiertos y, enseguida, nos sentimos uno más, mientras la música de Los Crema Tóxica empieza a sonar por los altavoces y esos primeros rifts de guitarra hacen que nos olvidemos por un momento del espacio donde estamos y volemos sobre diferentes épocas musicales hasta aterrizar en el momento actual.

Porque la música de este grupo formado por siete amigos de Ibi es una ecléctica mezcla de géneros musicales, almacenados en los bolsillos de estos talentos que devoran música a todas horas y la expresan de la manera que mejor saben para lanzarla ahora en forma de EP con seis canciones que suenan de maravilla.

La Crema Tóxica prepara su primer álbum, hasta entonces, su EP está en marcha (portada del ilustrador Pablo La Cruz). ‘Evil Karma’ es uno de los sencillos de este EP, el tema que hoy os presentamos y que suena por primera vez y en primicia en Opticks Magazine.

 

 

Felicidades por el trabajo hecho. Con cada escucha la cosa se disfruta más, así es que supongo que eso es bueno. Hace casi tres años que vais en marcha (2014). ¿Cómo comenzó todo esto?, ¿existía la idea de grabar desde un principio?

Derivamos de un grupo que teníamos antes, formada por los mismos integrantes, menos Pipo, y sobre todo hacíamos reggae. Pero de vez en cuando Pipo vino a tocar con nosotros y fue surgiendo la idea de probar cosas nuevas a ver qué tal iba la cosa. Cada uno de nosotros viene de un estilo diferente, del blues, del rockabilly… y esa mezcla provocó que del reggae evolucionáramos hacia el funky, pero no paramos ahí, sino que nuestro sonido ha ido mutando y no es que hayamos conseguido un sonido en concreto, sino que es una mezcla de todas nuestras influencias. Además, no nos hemos querido encasillar, sino que estamos abiertos a probar cualquier estilo que traiga cualquiera de la banda. Digamos que somos una mezcla de estilos de música muy variada unidos por una actitud punky, aunque ninguno de nosotros llevemos cresta.

 

El que esta sea una de las primeras entrevistas que os hacen me deja hacer la pregunta. ¿Los crema tóxica?, ¿de dónde viene el nombre?

Bueno, nos llamábamos “Los Trastos”, lo que pasa es que caímos en la cuenta de que era un nombre que estaba registrado por un grupo de los 80 con el que nuestro sonido poco tiene que ver, además de que sigue en activo y eso supimos que nos iba a generar problemas. Pensando en otros posibles nombres nos dimos cuenta de que nosotros hacemos crema musical y lo de tóxica… pues porque somos un poco tóxicos. De hecho, en un principio íbamos a ser los “Toxic Cream” pero sonaba demasiado pretencioso.

 

 

Blues, Jazz, Rock, Rockabilly, funky, soul, rap… vuestra banda nace en una fusión de géneros. ¿Ha sido fácil coincidir en un punto intermedio?, ¿estas cosas ocurren de manera natural o hay un trabajo de búsqueda detrás?

Sí, porque aunque sean estilos diferentes, todo casa igual, ya que escuchamos música parecida aunque eso sí, el origen de todo es el funky. Es como el estilo en común del que deriva todo, desde un guitarreo muy blusero hasta la forma de llevar la batería, el funk es un estilo que está a medio camino del resto y que nos permite conducirlo todo. De hecho, la gente que nos gusta tiene mucho de eso, desde la música negra al jazz, la raíz es la misma en todo y no ha sido difícil guisar todo esto. De una forma natural, haciendo jam sessions, música en directo, los temas han ido tomando forma, uniendo los sonidos que cada uno de nosotros tenía en mente. Ahora, la banda está en pleno crecimiento y estamos incorporando percusiones que le dan un aspecto más latino a los ritmos, sonidos que nos recuerdan a Santana.

 

Este es vuestro primer trabajo, seis temas componen este primer EP ¿tiene título?

De momento vamos a sacar un EP de seis temas que se va a llamar como nosotros, Los Crema Tóxica. Ninguno nos dedicamos profesionalmente a la música y es lo que nos ha dado tiempo a hacer. Eso sí, tenemos material para grabar más de una hora. Material que esperamos que a lo largo del año se conviertan en nuestro primer álbum. Ya os contaremos.

 

Santi Campillo (M-Clan) está encargándose de las mezclas en estudio. Supongo que da cierta tranquilidad trabajar con gente de nivel apoyando el proyecto. ¿De dónde sale esta relación?

Santi Campillo es un amigo de Pipo. Cuando grabamos los temas, que lo hicimos por nuestra cuenta con un pequeño equipo y con un gran esfuerzo de Vicent, comentamos que tal vez Santi estaría interesado en escucharnos y en echarnos una mano. Se lo propusimos y se mostró encantado, y nos ha ayudado con la grabación final, las mezclas y el mastering, y esto nos ha dado mucha tranquilidad respecto al resultado final. Las grabaciones han sido en nuestro local, en nuestras casas, con pocos recursos económicos y, la verdad, es que estamos muy contentos con el resultado. Cierto es que llevamos tres años tocando, probando cosas, grabando, íbamos sin prisas… pero también sin pausas, pasándolo bien y disfrutando con lo que hemos ido haciendo. Y ahora esperamos que estas canciones se escuchen y nos den más posibilidades de bolos, de salir del local.

 

 

El día 18 de marzo dais un concierto en Castalla. ¿Habéis hecho más actuaciones en directo?

Dimos un directo en un concurso de bandas en Cocentaina, pero más para quitarnos el mono de tocar que por otra cosa. De hecho este concierto de Castalla va a ser el primero oficial, donde vamos a presentar el disco. Pero volviendo a la primera actuación, la verdad es que nos lo pasamos bien, aunque no fue todo lo bien que nos hubiese gustado… es decir, fue un puñetero desastre… Conforme estábamos montando el amplificador, estábamos empezando el bolo… No nos dejaron hacer ni pruebas de sonido… Tuvimos una hora para montar, probar, actuar, recoger y largarnos, ¡y hacer un repertorio de 40 minutos! Pero independientemente de los problemas técnicos, fue muy importante y valió la pena porque nos sirvió para darnos cuenta de que sí podíamos funcionar como grupo en directo, y acabamos sacando el bolo adelante.

 

Hablabais en la bio que me mandasteis de una diferencia generacional entre los miembros de la banda. ¿Podemos hablar de edades?

Pues desde el más joven que es Xinoh, la voz cantante, al más veterano hay una gran diferencia generacional y, pese a esto a nuestros diferentes estilos, hemos llegado a una unión de sonidos que nos gusta a todos. Y eso se debe a que realmente además de colegas, somos como una familia. Es decir, fuera del local, quedamos con nuestras parejas, nos vamos a cenar todos juntos. Somos una banda tanto arriba como abajo del escenario. Bromeamos con la idea de coger un autobús e irnos de gira todos juntos como los Allman Brothers, con los críos de copilotos. Hoy en día tal y como está la música, no tenemos mayores pretensiones que pasárnoslo bien. Hay músicos que han llenado estadios y ahora los pobres se ganan la vida a duras penas. Nosotros tenemos muy claro quiénes somos, dónde estamos y a dónde vamos, y con esa premisa todo lo que venga es bueno.

¿Hay división de trabajo?, ¿Quién se encarga de las letras y quién es el motor en lo musical?

Musicalmente todos, todos aportan su granito de arena. Realmente las canciones nacen de jam sessions, o de una idea que traiga alguien. Aunque el que tiene más responsabilidad, el Frontman es Xinoh ya que es el que recita y canta las letras. Además, no somos una banda en la que alguien llega y diga: “las canciones van así porque lo diga yo”. No, las canciones evolucionan, se transforman, y nos cuesta mucho cerrarlas, todos intervenimos. Además, las letras surgen cuando la música está compuesta. La música inspira. Las canciones tienen una textura. Cada una tiene colores diferentes. Puede ser un símil difícil de entender, pero así las vemos. Cada canción tiene su color, y de ahí surgen las letras.

 

 

La ciudad es un aspecto del que habláis en varios temas. En otros llegáis a nombrar vuestro barrio (San Miguel) ¿Sobre qué cosas os inspiráis para componer? Sobre cosas del pueblo, de vuestras vivencias, de vuestro barrio…

Sobre muchas cosas. Por ejemplo sobre la música que escuchamos, esa canción de funky que nos obsesiona, unos acordes de blues que nos han llamado la atención. O una película. Y las temáticas de las letras, las dejamos en las locuras de Xinoh, en sus inquietudes, en lo que lleva dentro y quiere expresar. Hay canciones de temática social, como por ejemplo “Arde la ciudad”, que trata de un tipo al que han pisado tanto, han hastiado tanto que decide vengarse y su manera es acabar con todo el mundo. De hecho todos consideramos que una banda debe estar comprometida socialmente y políticamente, no podemos vivir en la inopia. Creemos que la música es un medio perfecto para denunciar cosas con las que no estás de acuerdo.

 

Es cierto que hay algo de singular, de novedoso en lo que hacéis, aunque, cada uno desde vuestros orígenes musicales. ¿Cuáles creéis que son las influencias más evidentes de ‘La crema tóxica’? Kase o (violadores del verso), outkast…

Sí, creemos que nuestra música es original. De hecho, los colores de los que hablábamos antes son muy subjetivos dentro incluso de la banda, es decir, lo que una canción inspira a uno no es lo mismo que le pueda inspirar a otro. No estamos encasillados, y no nos gustaría decir que tenemos un estilo determinado, porque seguramente si un purista del jazz, del soul, del funky o de cualquier estilo que nos influye nos escuchase, pondría el grito en el cielo. De hecho no podemos hablar de influencias evidentes de grupos… deberíamos hacer un monográfico de Opticks Magazine sólo para hablar de los grupos que escuchamos. Seguramente no conozcamos ni la mitad de cosas que escucha cualquiera de los del grupo. Existe nuestro universo particular de llegar a casa y escuchar nuestros discos, y el universo común de llegar al local y compartir con el resto una parte de lo escuchado.

 

 

Los crema tóxica. Componentes:

Xinoh: Voz

Vicen: Bajo

Moski: Batería

Dj Kromik: Scratchs

Teto: Guitarra

Pipo: Guitarra

 

 

Volver >>